jueves, 18 de septiembre de 2008

ANA PELEGRIN

Parece que fue ayer cuando terminamos este libro. Este catálogo, esta mirada a ese mundo del que hablamos cientos de veces: los libros para jóvenes, América Latina. Ese mundo fascinante que me desvelaste hace treinta años, cuando me abriste las puertas de Acción Educativa.
Dicen que has muerto, Ana. Y debe ser cierto, por que yo mismo te vi, sin dar crédito a lo que veía. Pero una semana después, descubro que tu muerte me ha enfrentado con la vida. Estás en mi forma de dar clase, en mi mirada sobre el mundo, en el Romance que esta mañana he recitado a mis alumnos para darles la bienvenida: "Gerineldo, Gerineldo..."
Contigo y con Cortázar aprendí de la importancia de las palabras. De su fuerza para emocionar, enamorar, transformar el mundo, para subvertirlo o llenarlo de poesía... para aprender a ser uno mismo. He hablado con tus amigos de La Habana, con los de España, Chile, Argentina...
Estás en nuestra memoria, en ese último regalo que nos has hecho y que recupera los libros de nuestro exilio. Hoy los periódicos han hablado de Federico. De Lorca. (Seguro que te han gustado las palabras de Gibson)
Gracias, Ana. Maestra poética, Libro abierto y generoso, Amiga.
Hoy a mis alumnos les he hablado de ti.
JESÚS ÁNGEL REMACHA

3 comentarios:

Gonzalo («Darabuc») dijo...

Gracias por tu comentario. Dentro de lo triste, me alegra ver tu homenaje a la maestra Ana Pelegrín.

Anónimo dijo...

el cuento es bueno,la historia tambien bueno todo es bonito:*........

Anónimo dijo...

Ana Pelegrin era investigadora , ensaysta y pedagoga, fue una de las mas importantes especialistas sobre literatura de tradicion oral hispanica y autora de anrologias de poesia en español para niños de gran calidad ............




UN SALUDO